Contemplemos la visita de María a su prima Isabel

Sandra Rodríguez

El Evangelio en éste Cuarto Domingo de Adviento nos invita a contemplar el pasaje en el que María visita a su prima Isabel.

Evangelio según San Lucas (1,39-45):

En aquellos mismos días, María se levantó y se puso en camino de prisa hacia la montaña, a una ciudad de Judá; entró en casa de Zacarías y saludó a Isabel.
Aconteció que, en cuanto Isabel oyó el saludo de María, saltó la criatura en su vientre. Se llenó Isabel del Espíritu Santo y, levantando la voz, exclamó:
«¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre! ¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi Señor? Pues, en cuanto tu saludo llegó a mis oídos, la criatura saltó de alegría en mi vientre. Bienaventurada la que ha creído, porque lo que le ha dicho el Señor se cumplirá».

Seguir leyendo

ESPIRITUALIDAD DE ENCUENTRO Y ACOGIDA

Recientemente la revista alemana Forum Weltkirche solicitó a Rosa Ramos un planteo(1) sobre una espiritualidad misionera hoy,
para un número dedicado al tema Misión… ahora lo compartimos con nuestros lectores.

forum-weltkirche.de

La Iglesia es, de suyo, misionera

La Iglesia inspirada por el Espíritu Santo ha superado la concepción de Extra Ecclesiam nulla salus”, lo cual la ha liberado de ese postulado tan absoluto y soberbio, como dramático, angustioso y exigente. Asumir este cambio de paradigma no significa dejar de valorar la entrega generosa hasta el martirio de tantos misioneros y misioneras a lo largo de dos milenios que, en fidelidad a su fe y creencias epocales, no escatimaron esfuerzos ni retuvieron para sí la vida, sino que la donaron entera al servicio de la misión asumida. Tampoco significa la renuncia del anuncio de la Buena Noticia de Jesús de Nazaret, Dios hecho hombre, hermano y salvador.

Seguir leyendo

NAVIDAD: REGALO DE AMOR, MISTERIO DE FRAGILIDAD

Diego Pereira Ríos

Cottolengo Femenino Don Orione, Montevideo

Faltan pocos días para la Navidad y entre tantas cosas nos podemos perder lo central, lo importante, diríamos lo imprescindible. Pero sobre todas las cosas nos podemos perder la oportunidad de vivir la experiencia de un amor tan grande y fuerte, muy similar al humano, pero aun así muy distinto. La Navidad es, por un lado, el acontecimiento por el cual el ser humano es visitado habitado por Dios, lo que muestra su fragilidad y por ello su necesidad de Dios. Por otro lado, es la entrega de una total confianza de parte de Dios en el ser humano, colocando en manos de María y de José, el cuidado de su propio hijo. Regalo inmerecido y misterio a la vez: Dios cree y apuesta todo, lo entrega todo en total confianza hacia el ser humano. En nuestras manos frágiles Dios coloca lo más valioso que posee: su propio Hijo y apuesta a que sabremos reconocerlo y cuidarlo.

Seguir leyendo

QUE EN ESTA NAVIDAD EL CONSUMISMO NO TE CONSUMA

Por Pablo Guerra

Se acerca la Navidad y con ella el consumo desmedido

Noche de Paz, Noche de Amor…

Así comienza la popular canción de Josef Mohr y Franz Gruber que desde 1816 no dejamos de entonar en cada Navidad.

Sin embargo, ¿qué tanto nos preparamos para la paz y el amor en cada Nochebuena? No cabe duda que desde hace un buen tiempo, las llamadas fiestas tradicionales se han convertido en un momento especialmente alto del consumismo en todos sus términos.

Seguir leyendo

LA PALABRA QUE DA ESPERANZA

Diego Pereira Ríos

Se están cumpliendo 70 años de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, derechos que a diario vemos violados e ignorados, en primer lugar por aquellos que al estar y teniendo el poder, no lo hacen. Pero también refiero a cada uno de nosotros, ciudadanos comunes, que trabajamos y vivimos apostando a una vida mejor, ¿qué hacemos a diario ante la injusticia que nos rodea? ¿Cuál es nuestra actitud frente a la pobreza, la violencia, la intolerancia? ¿Qué nos pasa interiormente al ver tanto desprecio, odio y exclusión por causas tan irracionales? La inmigración, los refugiados, la guerra, la rebelión estudiantil en Colombia, las protestas en Francia, el destrozos de la democracia en Brasil, la retirada de Chile del Pacto Migratorio de la ONU, son sólo algunas de las noticias que nos rodean y nos pueden asustar.

Seguir leyendo

La huida a Egipto: una lectura desde la realidad de los inmigrantes en Latinoamérica

Diego Pereira Ríos

 

“La Sagrada Familia Inmigrante” Kelly Latimore

Sin querer adelantarnos a la Navidad, que es la fiesta de la alegría y del amor de un Dios que se entrega sin medida en las manos del ser humano, quisiera disponernos a pensar la realidad de tantos hermanos nuestros inmigrantes. No sólo los que salen a diario en los teleinformativos, sino aquellos que ya viven en nuestro país, cuya venida se ha visto incrementada en estos últimos años. Digo no “adelantarnos a la Navidad”, pues el texto sobre el cual invito a reflexionar es el de Mt 2, 13-18, que corresponde a la celebración de los Santos Inocentes del 28 de diciembre. Desde el las vísperas del día 25, cuando comienza el tiempo de Navidad, las lecturas nos van introduciendo en el misterio de la vida divina: el nacimiento de Jesús, el Hijo de Dios, nacido de María Virgen, encomendado al cuidado de José, su padre adoptivo que fue un carpintero pobre de Nazaret. La llegada de los magos de Oriente dan pistas de la universalidad del hecho: Dios viene a vivir entre y para toda la humanidad. Dentro de esos textos tenemos el que describe la huida a Egipto que la reciente familia de Nazaret debió vivir en búsqueda de la salvación de sus vidas, huyendo del peligro que les acechaba. Es a partir de este acontecimiento que queremos intentar iluminar la realidad.

Seguir leyendo

(OPINION): ¿A QUIEN LE HABLAN LOS OBISPOS?

Ante una sociedad cada vez más plural, el periodista director de la revista católica argentina “Criterio” José Maria Poirier se pregunta a quién hablan los obispos de su país, según consigna el diario “Clarín” del 10 de julio pasado.

“Ante la insistencia de algunos obispos en marcar sus distancias con respecto al proyecto de ley sobre el aborto, creando una suerte de velada y no velada crítica al gobierno, cabe plantearse algunos interrogantes. Si bien la Iglesia tiene como misión evangelizar a la sociedad y para ello debe comunicar su fe y su doctrina, la pregunta que puede hacerse es si los obispos hablan a los fieles católicos o pretenden entablar un diálogo con toda la sociedad. En este segundo caso no parece lo más oportuno hacerlo en el marco de celebraciones litúrgicas y desde el púlpito. Los que hacen falta no son testimonios de vida que los hay y muy valientes sino espacios de diálogo, lo cual  supone hablar y también escuchar. Convocar a una misa por la vida en el santuario de Lujan es más que legítimo para la Iglesia, pero no crea un puente con el resto de la sociedad, cada vez más plural y distante de la jerarquía. Los obispos no se prestan a entrevistas periodísticas ni a programas de debate, que conforman para bien o para mal el espacio público que llega a la mayor parte de la población. Las movilizaciones multitudinarias, por importantes que sean, no parecen ser mayoritarias. Las meras manifestaciones masivas esconden en su aparente fuerza cierta debilidad y muestran desconcierto por parte de una Iglesia poco formada para los debates republicanos. Además, de acuerdo con el Concilio, no es tarea de los obispos en cuanto pastores entablar este tipo de batallas sino que debería ser tarea de los fieles cristianos muchas veces descuidados y no tenidos en cuenta por esa mentalidad “clerical” que denuncia el Papa Francisco. Resulta por lo menos curioso que algunos prelados no hayan advertido a tiempo lo que exigía el debate sobre género y en particular sobre el tema del aborto. Una praxis católica que enfrentó con el mismo énfasis en épocas anteriores el aborto y los métodos anticonceptivos, reacia a la educación sexual, no contribuyó a evitar los embarazos no deseados. “El aborto no es un derecho sino un drama” ha dicho el obispo Oscar Ojea y esto parece señalar un esfuerzo para ir al encuentro de muchos jóvenes que tienden a ver solo un derecho sin reflexionar sobre las responsabilidades que implica una decisión tan grave. Por otra parte daría la impresión de que ciertos obispos no encuentran la manera de tomar distancia con determinadas posiciones de tono corporativo, por el temor a mostrar diferencias dentro del episcopado. Cierta pluralidad ayudaría a que el mensaje no resulte inútil para unos e irritante para otros”.

Los otros padres…

Es el Día del padre y no podemos dejar de demostrar el sentimiento de cariño y amor hacia los padres, el de cada uno, claro, pero yo hablaré de otros PADRES, me refiero a nuestros SACERDOTES… que de muchos de nosotros, son un poco nuestros padres: nos escuchan, nos dan consejos, nos alientan y nos llaman la atención también .

Desde que eligen libremente enamorarse de Jesús, reciben la mayor de las bendiciones: la capacidad de amar, amar sin medida, porque eso es Dios … amor puro y del bueno, sin razas ni condiciones.

Seguir leyendo

Oeconomicae et pecuniariae quaestiones

O cómo la economía debe responder al campo de la ética

 

Pablo Guerra

 

Presentación del documento, en la santa Sede

De la mano del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral y de la Congregación para la Doctrina de la Fe así como con la aprobación de Francisco, la Santa Sede divulgó recientemente un notable documento que podemos catalogar como algo más que un resumen de la doctrina católica sobre el mercado de finanzas. Es sobre todas las cosas, una bocanada de aire fresco y esperanzador sobre una de las dimensiones económicas más controvertidas del mundo contemporáneo.

Seguir leyendo

Humanizarnos… Un lento proceso…

Rosa Ramos

“Dicen que Magdalena nunca sonríe

dicen que Magdalena siempre esta triste…

La vida de Magdalena es una condena…”

Pablo Estramín

Mis lectores suelen encontrarse en este espacio con una mirada muy optimista, quizá demasiado para los tiempos que corren; algunos dirán: “esta mujer parece que vive en La isla de la fantasía”. Pues no. Vivo en la realidad, a veces muy dura e interpelante, como todos, en esta humanidad en construcción, que a veces parece desmoronarse o retroceder.
Humanizarnos es nuestra vocación y desafío, humanizarnos mutuamente en la historia, encarnándonos más y más en ella, ésa es nuestra gran tarea, pero es un lento y doloroso proceso milenario.

Seguir leyendo