CHILE: TENSA ESPERA

 

Película basada en testimonios de las víctimas

El Papa en su carta a los obispos de Chile se quejaba por la falta de “información veraz” sobre el caso de los abusos sexuales. En relación a esto, el teólogo chileno y jesuita Jorge Costadoat apunta sus dardos contra el nuncio Ivo Scapolo, el cardenal Francisco Javier Errázuris y el cardenal Angelo Sodano ex nuncio en Chile, los más cercanos al Papa y los que más deberían haberlo informado sobre la realidad chilena.

Seguir leyendo

SÍNODO AMAZÓNICO: NUEVAS PROPUESTAS

 

Gloria.tv

Se han encontrado en Roma los días 12-13 de abril los 18 miembros del Consejos Sinodal y 13 expertos. Del Consejo Sinodal, nombrados por el Papa, hacen parte Claudio Hummes, Erwin Krautler y obispos de Colombia, Perú, Venezuela, Ecuador y Bolivia. El título oficial del Sínodo que se realizará en octubre del 2019 es: “Amazonia: nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral”. Se elaboró un documento preparatorio y un cuestionario que serán enviados a todas las Conferencias Episcopales. Comentó el obispo de Puerto Maldonado (Perú) David Martinez de Aguirre: “No será un Sínodo para Amazonia, sino desde la Amazonia para la Iglesia universal. El Sínodo ya comenzó con el encuentro del Papa en Puerto Maldonado con 3.000 indígenas, la mayor concentración de pueblos indígenas en muchos años. Desde una Iglesia que quiere poner su centro en las periferias, se quiere elaborar un mensaje para toda la Iglesia. Por otra parte los pueblos andinos tienen asumido el Cristianismo como propio; no así los pueblos amazónicos que han sido hasta ahora asistidos por misioneros extranjeros. Ven a la Iglesia como una institución amiga, pero les falta dar el paso de una verdadera integración y a nosotros dejarnos moldear más por ellos. Es preciso pasar de una Iglesia indigenista a una Iglesia indígena”. El Papa presidió las reuniones escuchando atentamente y volvió a resaltar la importancia de la región panamazónica para todo el planeta. El obispo amazónico Erwin Krautler se declaró a favor de curas locales casados y mujeres diaconisas y que las parroquias sean regidas por grupos de ancianos con la figura preponderante de un presbítero. Krautler es una voz importante porque sigue siendo en Brasil secretario de la Comisión Episcopal para Amazonia. Por su parte, desde Austria, el cardenal Christoph Schonborn afirmó que la ordenación de hombres casados seguramente se discutirá en el Sínodo. Propuso además un Concilio para decidir sobre la ordenación de mujeres como diaconisas, sacerdotes y obispas. Lo hizo en una entrevista publicada el día de Pascua en rotativos austriacos. “La ordenación de mujeres solo  puede decidirla un Concilio; las grandes decisiones deben tomarse todos juntos”, dijo.

MÉXICO: FRONTERA MILITARIZADA

 

Frontera amurallada

El presidente estadounidense Donald Trump dispuso enviar de 2 mil a 4 mil soldados a la frontera sur con México para que se queden allí hasta que se concrete la construcción del muro. El envío de fuerzas armadas sublevó el ánimo de 15 millones de residentes en la frontera que ya han padecido en el pasado esta estrategia. Notable fue la reacción de los obispos mejicanos, pero aún más la de los norteamericanos. Ocho obispos estadounidenses de frontera, desde California a Texas declararon: “Estamos preocupados por una retórica que divide y deshumaniza a los inmigrantes, tratandolos como criminales. La militarización en la frontera distorsiona la realidad de la vida cotidiana. Esta no es una zona de guerra; por el contrario hay aquí comunidades pacíficas, respetuosas de la ley, generosas en su respuesta al sufrimiento humano. Buscar refugio para una vida en paz para uno mismo y para la familia no es un crimen. Los inmigrantes son personas vulnerables, nuestros vecinos, nuestros hermanos y hermanas en Cristo”. La diócesis de El Paso tildó la medida de Trump de “moralmente irresponsable y peligrosamente ineficaz; como comunidades fronterizas conocemos cuáles serán las consecuencias. Nuestros hermanos no documentados se ven atrapados, los jóvenes viven en la incertidumbre y la ansiedad, los que buscan asilo viven en el terror, encarcelados y separados de sus familias.
Es un ataque frontal no solo a los inmigrantes sino a nuestra cultura de frontera acogedora, a nuestros valores compartidos. Desplegar tropas contra mujeres y niños, contra personas y familias huyendo de la violencia, es moralmente perverso”. El mismo alcalde republicano de El Paso dijo no precisar de la Guardia Nacional e invitó a las autoridades nacionales a que vengan al lugar para conocer  la realidad. El obispo de San Antonio Gustavo García-Siller: “Es una acción sin sentido y una desgracia. Son medidas que significan represión, miedo, una percepción de que todos son enemigos y un mensaje muy claro: no queremos a nadie más. Este no es el espíritu americano”.

(Chile): Francisco admite errores en caso Barros

El Papa envió una carta a los obispos de Chile convocándolos a Roma para hablar sobre el informe del caso Juan Barros, acerca de los testimonios que acusan al Obispo de Osorno de haber encubierto los abusos sexuales cometidos por Fernando Karadima.

“Pienso convocarlos a Roma para dialogar sobre las conclusiones de la mencionada visita y mis conclusiones”, señaló Francisco en su reciente carta. Dijo que el encuentro tiene el objetivo “de hacer resplandecer la verdad en nuestras vidas”.

Luego de publicarse la carta, el Presidente de la Conferencia Episcopal de Chile, Mons. Santiago Silva, dijo que el Episcopado comparte el dolor del Papa y que la totalidad de los obispos asistirán a Roma en la tercera semana de mayo.

Seguir leyendo

VENEZUELA: ENCUENTRO DE FRONTERAS

venezolanos intentan cruzar a Colombia

El 24 de marzo se celebró la misa de las dos fronteras entre Venezuela y Colombia con los obispos de San Cristóbal (Venezuela) Mario Moronta y de Cucuta (Colombia) Victor Hugo Ochoa, con la asistencia de cinco mil personas en la barriada fronteriza de Barrancas. “Aunque se trate de dos países, la Iglesia no tiene fronteras sino que es madre de todos”, dijeron. Fue una misa campal concelebrada por 161 sacerdotes de ambas diócesis para celebrar la fraternidad entre colombianos y venezolanos frente al drama de estos últimos que huyen del país. Moronta denunció a la dirigencia política de su país que “en vez de tender puentes, hace crecer muros”. Y también recriminó las instituciones internacionales “que hablan de ayudas a nuestros países para después recuperarlo todo con altísimos intereses”. Por su parte el obispo colombiano agradeció la ayuda de Venezuela a millones de colombianos en el pasado y reseñó la ayuda actual de su diócesis a los migrantes: 400 mil almuerzos calientes, toneladas de medicinas, hospitalidad generosa. Efectivamente las dos diócesis fronterizas han desplegado un gran trabajo de atención a los miles de migrantes que allí transitan. Según el obispo Moronta “entre 30 y 50 mil venezolanos cruzan diariamente la frontera con Colombia, aunque no todos se queden en Colombia. En Colombia se quedan aproximadamente a diario unas tres mil personas. Unos prosiguen por otros países y otros, la inmensa mayoría, van a comprar alimentos y otros insumos y regresan”. Con respecto a la situación política del país, aunque desea que no se llegue a una guerra civil, el obispo advierte que el país corre peligro de sumirse “en el régimen de seguridad nacional que tanto daño hizo en América Latina” por parte de militares de derecha. Dice: “Las Fuerzas Armadas no deben estar al servicio ni de un solo gobernante ni de una parcialidad política. Deben exigir al presidente que respete la Constitución y evitar violencias y represiones inhumanas contra el pueblo al que deben servir y del cual forman parte”. La de los venezolanos es una emigración histórica y es un fenómeno inédito para Colombia. Según OIM (Organización Internacional de Migraciones) en los últimos tres años un millón de venezolanos se fueron del país: 600 mil en Colombia y otros miles en Estados Unidos, Chile, Argentina, Italia, Brasil, Ecuador.

EL SALVADOR: LOS ASESINOS DE ROMERO

p. Walter Vasquez, asesinado en jueves Santo

A los 38 años del martirio de Romero, sus asesinos siguen sin ser juzgados. La Justicia salvadoreña nunca investigó; el primer juez que intentó hacerlo fue amenazado de muerte y se fue al exilio. Una comisión  de la ONU concluyó en 1993 que “existe plena evidencia” de que el mayor Roberto D’Aubuisson, ya fallecido, dio orden de matarlo y fue el principal responsable de su muerte. Este hombre fue el creador de los escuadrones de la muerte y el fundador del partido derechista ARENA. Según las últimas revelaciones, solo se sabe que el sicario fue el francotirador Walter Antonio Álvarez que recibió el pago de 400 dólares y un año después fue secuestrado por desconocidos y su cadáver encontrado más tarde; evidentemente se quería que no hablara. Tampoco este crimen fue investigado por las autoridades. La ex oficina de Tutela Legal del arzobispado presentó una petición formal para que se reabra la investigación del asesinato. Roberto D´Aubuisson falleció de cáncer a la garganta a los 47 años y su hermana Marisa, que siempre repudió la actividad del hermano que la tildaba de “tonta útil del comunismo”, intentó en los últimos instantes que su hermano le pidiera perdón a Romero. La Asamblea de la ONU proclamó el 24 de marzo, día de la muerte de Romero, “Día Internacional por el derecho a la verdad y a la dignidad de las víctimas” y en la Iglesia se celebra el Día de los Mártires. Además de Romero, en El Salvador hay que recordar a otro cura mártir, el p. Rutilio Grande, cuya causa de beatificación ya está en Roma y a los jesuitas de la UCA. Según el actual arzobispo de San Salvador José Luis Escobar, hay en la espera otros 24 mártires, muchos de ellos catequistas. En el país sigue hoy la violencia a causa de las bandas de narcotraficantes; el año pasado hubo 3.954 homicidios. Este jueves santo, mientras iba a celebrar la eucaristía en una población, fue ejecutado por encapuchados, presuntos pandilleros, el p. Walter Vasquez Jimenez, de 31 años. El Salvador es uno de los países más violentos del mundo, aunque no esté en guerra.

ARGENTINA: EL ABORTO Y LAS RELIGIONES

Contra el proyecto de ley en favor de la legalización del aborto (es la séptima vez que el parlamento trata este tema) el 25 de marzo hubo manifestaciones multitudinarias en todo el país. En Capital Federal médicos con sus guardapolvos blancos leyeron un manifiesto por la vida recordando su juramento hipocrático. “Es lo mismo interrumpir el embarazo a una semana que en cualquier otro momento, ya que existe un nuevo ser humano desde la fecundación”, dijeron. No hubo sobre el escenario ni representantes políticos ni religiosos. El proyecto permitiría la interrupción del embarazo durante las primeras 14 semanas; y después solo en caso de peligro de la mujer, violaciones, malformaciones fetales graves. Según los promotores del proyecto, los más importantes argumentos son que el aborto clandestino es la principal causa de muerte materna y también que anualmente nacen unos 3 mil bebés de niñas de 10 a 14 años. La convocatoria fue de la ONG “Marcha por la vida”; se realizó en todo el país  y reunió tan solo en Capital a varias decenas de miles de personas. Los organizadores insistieron en la propuesta de profundizar en la educación sexual a todos los niveles y en un proyecto de ley que promueva la “adopción en vientre”: la madre que no quiere tener a su hijo busque tramitar desde la gestación que el recién nacido sea dado en adopción. La Conferencia Episcopal se adhirió a las marchas, manifestando sin embargo que se trata de un tema humano, antes que religioso. Por eso participaron personas de todas las religiones, así como de ninguna. El diario “La Nación” entrevistó a líderes de ocho religiones. Los budistas son los más permisivos ya que según ellos es la mujer la que deberá tomar la decisión y la única que asumirá las consecuencias. Los opositores más radicales al aborto son los Testigos de Jehová y los Mormones. Algunos grupos evangélicos, los musulmanes y los judíos admiten excepciones, pero todos profesan que la vida es un don sagrado de Dios. También para los católicos la vida humana es sagrada y el feto es un ser humano real, no en potencia. El aborto no deja que se siga avanzando en el desarrollo de un ser que ya tiene todo el código genético de un ser humano. Los curas villeros de Capital Federal emitieron un comunicado: “Con los pobres abrazamos la vida”. Se declaran en contra del proyecto, reclaman más facilidades para adoptar y afirman: “No necesitamos agregar más muertes a las tantas que hubo y que hay. Se precisan propuestas de vida digna para todos y que la sociedad proteja a los más débiles. Hemos aprendido de los pobres a amar y cuidar la vida. La lógica hegemónica de los más fuertes que domina nuestra sociedad se traslada también al niño y a la niña por nacer”.

EL PAPA Y LOS JÓVENES: EL CASO BLESSING

Blessing presentando “El coraje de la libertad”

En un encuentro con los 300 jóvenes del pre-sínodo el 19 marzo pasado el Papa dijo: “Hoy se quiere silenciar a los jóvenes, hacerlos invisibles, anestesiarlos y adormilarlos para que no hagan ruido, no cuestionen..Por un lado se exalta la juventud y por el otro se excluyen a los jóvenes del trabajo y la vida social. Que en Italia haya un 35% de jóvenes sin trabajo es un pecado social. Se pueden imaginar las consecuencias”. A los jóvenes sentados en el suelo alrededor del Papa, Francisco les dijo: “Ustedes no sirven para recibir el premio Nobel de la prudencia. Tengan una cara dura para decir toda la verdad que tienen adentro y también humildad para escuchar. Si se equivocan, otros los corregirán. Cuando alguien hace campaña (política) alaba a los jóvenes pero se cuida de escuchar sus propuestas o protestas. La juventud no es insensata; hay que tomarla en serio. Tenemos una cultura que endiosa a la juventud, pero por otra parte no se le permite ser protagonista”. El Papa invitó a los jóvenes “a no relacionar el amor solo con el aspecto sexual, a que tengan el coraje de elegir el matrimonio y la familia, a que no se casen solo porqué dejaron a una chica embarazada y recordó que una gran mayoría de los matrimonios sacramentales son nulos”. En el diálogo de los jóvenes  con el Papa, tuvo relevancia el testimonio de una mujer nigeriana de 30 años, Blessing Okoedion, ex víctima de la trata en Italia, que denunció como la mayor parte de los clientes de la prostitución son católicos. El Papa pidió perdón a los jóvenes y a la sociedad “por los bautizados que cometen estas acciones criminales. Esto no es hacer el amor; esto es torturar a una mujer y es un crimen de lesa humanidad. Se trata de una mentalidad enferma, por lo cual es normal que la mujer sea explotada. Cuando estas mujeres se liberan de la esclavitud, queda el estigma social; no tienen el coraje de reintegrarse a su familia y andan rodando buscando trabajo”. El Papa citó la obra del difunto presbítero Oreste Benzi y de muchas religiosas y voluntarios que se acercan a estas mujeres preguntándoles no “¿cuánto cuestas?” sino “¿cuánto sufres?” y allí empieza el diálogo que las puede salvar; este es el camino. Lo de sancionar a los clientes ha tenido escasos resultados. Blessing por su parte contó: “Yo buscaba trabajo y caí en manos de las mafias por una cristiana que frecuentaba una iglesia evangélica. Llegada a Italia me quitaron el pasaporte, me pegaron y amenazaron de muerte a mi familia si yo hablaba. Denuncié todo a la policía y me salvaron unas monjas Ursulinas de la Casa Rut de Caserta. Yo también vengo de una familia cristiana y ahora trabajo para otras chicas que viven como si fueran una mercancía: compradas, usadas y descartadas cuando no sirven más”. En el mundo hay de 40 a 42 millones de personas (el 80% mujeres) esclavas de la prostitución (el 75% entre los 12 y 25 años).

PRE-SÍNODO: LO QUE QUIEREN LOS JÓVENES

“internet ofrece a la Iglesia una oportunidad nunca antes vista en la evangelización… Siendo jóvenes, somos nativos digitales capaces de guiar por este camino”.

Del 19 al 24 de marzo se reunieron en el Vaticano 340 jóvenes de los 5 continentes para una reunión pre-sinodal convocada por el Papa en vista del Sínodo de Obispos del 3-28 de octubre. Había también cristianos no católicos, musulmanes, judíos y ateos. El objetivo era conocer las preguntas y propuestas que le hacían los jóvenes a la Iglesia. En un documento final redactado por ellos y que le fue entregado solemnemente al Papa el domingo de ramos por un joven panameño, se dice: “Un gran número de jóvenes está alejado o se aleja de la Iglesia por haber experimentado indiferencia, por ser juzgados o rechazados. Los que creemos en un Dios vivo, no podemos participar en comunidades que parecen muertas o ir a misa sin experimentar un clima de familia y comunidad”. Reconocen que hay “un gran desacuerdo entre los jóvenes dentro y fuera de la Iglesia en relación con la enseñanza de la misma sobre contracepción, aborto, homosexualidad, cohabitación, matrimonio, sacerdocio.. Algunos están de acuerdo con la Iglesia y otros no, y piden que por los menos se ofrezca una mejor explicación y formación sobre estas cuestiones”. Denuncian también que “la Iglesia parece demasiado severa y a menudo asociada a un excesivo moralismo”. Reclaman “una fuerte condena de los abusos sexuales dentro de la Iglesia y los malos manejos del poder y del dinero. “La Iglesia debería ser rápida y sincera en admitir sus propios errores del pasado y del presente. Una Iglesia creíble es la que no tiene miedo de mostrarse vulnerable; ha de ofrecer un rostro humano y comprensivo”. Los jóvenes, divididos en 20 grupos lingüísticos y acompañados por 15 mil jóvenes en las redes sociales, hablaron sin tapujo sobre una cantidad de temas tabú e incómodos. Quieren ser escuchados.  Sufren por falta de acompañamiento y guías creíbles. Piden una Iglesia que sepa dialogar con las nuevas tecnologías. Estos aportes de los jóvenes servirán, junto a los que envíen las Conferencias Episcopales y a los resultados del cuestionario online, para redactar el Instrumento de Trabajo del Sínodo.

CHINA-VATICANO: EL ACUERDO POSIBLE

Según la diplomacia vaticana es un acuerdo necesario; no es lo ideal, pero mejor que ningún acuerdo.  El acuerdo es tan solo sobre el nombramiento de obispos, un tema sobre el que se trabaja desde hace años. No se habla aún de las relaciones diplomáticas rotas desde 1951 y el Vaticano mantendrá sus relaciones con Taiwán. El gobierno chino presentaría una terna de obispos y la decisión final sería del Papa; en el caso de una negativa del Papa, se prevé la presentación de una nueva terna. El gobierno chino debería reconocer a unos treinta obispos “clandestinos”, formando así con los “patrióticos” un único cuerpo episcopal. Por su parte el Papa reconocería a siete obispos “patrióticos” ilegítimos (que ya pidieron perdón al Papa) a cambio de retroceder a dos obispos fieles a Roma a la condición de obispos auxiliares.

Seguir leyendo