ARCHIVOS VATICANOS: PONTIFICADO DE PIO XII

El 2 de marzo se abren para los estudiosos, de cualquier ideología o religión que sean, los archivos vaticanos que se refieren al pontificado de Pio XII;  y más de 150 historiadores e investigadores ya se han anotado para acceder a ellos. Pio XII ha sido proclamado “venerable” por el Papa Benedicto en 2009, como primer paso hacia la beatificación.

La Iglesia pedía además que los judíos lo nombraran “justo entre las naciones” por haber salvado a miles de judíos. El historiador y diplomático judío Pinchas Lápide calcula en 847 mil los judíos salvados en Europa por la intervención de Pio XII. Pero no se pudo avanzar en el proceso de beatificación por la fuerte oposición de los judíos que, aún admitiendo su obra de protección y salvación, acusan a Pio XII de no haber condenado públicamente el genocidio nazi de los judíos. Ya en 1999 se había creado una comisión mixta judío-católica de seis historiadores que trabajó un tiempo pero se disolvió en 2001, reclamando el libre acceso a los archivos del Vaticano. Los que acusan a Pio XII creen que el antisemitismo de Hitler también fue producto de una enseñanza católica antijudía que llegó hasta el Concilio Vaticano II. Declaran que el Papa Pacelli veía como enemigo principal al comunismo, no al nazismo; y frente a Hitler se preocupó sobre todo de proteger a los católicos. En cuanto a los nuevos documentos se duda de que haya novedades reales. Dijo el rabino jefe de Roma Riccardo Di Segni: “Si hubiera algo extremamente significativo que pudiera defender la figura del Papa ya se hubiera hecho público, mientras que si hubiera algo negativo, nunca sabremos con certeza si se incluirá”.

 

RICCARDO DI SEGNI: “ES UNA HISTORIA GRIS”

Para el rabino jefe de Roma Riccardo Di Segni “la historia de Pio XII no es una historia negra sino gris. Sabemos que hizo abrir conventos y monasterios en Roma para salvar judíos, pero no olvidamos aquel tren con 1.021 deportados judíos que el 16 de octubre de 1943 partió hacia Auschwitz desde la estación Tiburtina de Roma sin que el Papa dijera nada. Una toma de posición del Papa quizás no habría parado el tren de la muerte, pero habría sido una señal, una palabra de extremo consuelo, de solidaridad humana”. En realidad Pio XII frente al allanamiento del gueto de Roma y a la deportación de los judíos movió todos los resortes diplomáticos posibles para impedirlo. Ricardo Di Segni no vivió el drama de la ocupación nazi de Roma y de las represalias de Hitler frente a cualquier oposición, así como la vivieron sus antecesores Elio Toaf e Israel Zolli que reconocieron la obra solidaria del Papa. Inclusive Israel Zolli, rabino jefe de Roma, se convirtió a la Iglesia Católica con el nombre de Eugenio (el nombre del Papa) y su mujer con el nombre de Eugenia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .