(Vaticano): Francisco nombra nuevo Prefecto

Se trata del hasta ahora arzobispo filipino Luis Antonio Tagle, a quien eligió (el pasado 8 de diciembre, luego de celebrada la Inmaculada Concepción) en el estratégico cargo de Prefecto del dicasterio para la Evangelización de los Pueblos. Por la importancia del cargo, y por la afinidad y cercanía con Francisco, varios corresponsales de prensa en el Vaticano ya hablan de un muy probable futuro nuevo Papa.

Luis Antonio Tagle, de 62 años y nacido en una familia católica (padre y madre de origen chino tagalo) es también presidente de Caritas Internacional, cargo que continuará ejerciendo junto a su nuevo rol en el  históricamente conocido como “Propaganda Fide”, fundado hace 400 años como el principal instrumento para dirigir las misiones de la Iglesia en todo el mundo. Se trata de un cargo tan importante, que a su portador se lo conoce como “el papa rojo” (en alusión a su poder y al color de su vestimenta).

Con esta elección, anunciada unos días después del final del viaje a Tailandia y Japón, “Francisco muestra una vez más una gran atención al continente asiático. Con la designación de Tagle, que sigue unas semanas a la del jesuita español Juan Antonio Guerrero Alves como prefecto de la Secretaría de Economía, se instalarán dos nuevos jefes de departamento en la Curia romana a principios de 2020”, señala la comunicación oficial.

La designación es parte de la profundización en las reformas de Francisco: el nuevo prefecto tendrá competencias para los nombramientos episcopales en tierra de misión, precisamente los lugares en donde más crece el cristianismo.

Tagle, a quien todos llaman “Chito”, fue ordenado sacerdote en 1982. Estudió en los Estados Unidos. El 13 de octubre de 2011, Benedicto XVI lo nombró arzobispo de Manila y en 2012, cardenal. Como dicen en su país, ha demostrado tener “la mente de un teólogo, el alma de un músico y el corazón de un pastor”. Fue alumno del teólogo Joseph Komonchak, de la Universidad Católica de América. Formó parte de los equipos de investigadores de la llamada Escuela de Bolonia, que seguía las enseñanzas del padre Giuseppe Dossetti, un ex político democristiano que eligió el sacerdocio desde una posición netamente progresista.

El papa Francisco ha encontrado en el filipino al transmisor de la idea misionaria propia de su papado, la de una Iglesia abierta, pobre y para los pobres, que no tiene miedo de entrar en la periferia geográfica y existencial. Esa periferia se convierte en el centro de gravedad del futuro de la Iglesia. En el centro de Asia está China, con sus casi 1400 millones de habitantes, un gobierno comunista que ha perseguido a los católicos pero que firmó un acuerdo con el Papa, que recientemente expresó que le encantaría ir a China.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .