MÉXICO: VOLVIÓ “LA BESTIA”

Escapando de la pobreza, a lomos de una bestia

Volvió “la Bestia”. Es el tren de carga que había dejado de funcionar por algunos años, pero ha vuelto a cargar a miles de inmigrantes centroamericanos que suben sobre su “lomo” (el techo). El tren recorre cinco mil kilómetros uniendo las fronteras sur y norte de México. A pesar de su lentitud, está abarrotado de gente que emigra hacia Estados Unidos, porque así puede evitar 48 centros de detención y múltiples puestos de control inmigratorio, a pesar de los graves riesgos que corre por parte de las mafias.

El obispo José Raúl Vera López ha celebrado la misa para los veinte años de vida de las “Patronas”, mujeres campesinas que dan de comer a los inmigrantes durante la larga travesía del tren. Las “Patronas” han recibido el Premio Nacional de Derechos Humanos en 2013. Ellas ofrecen y lanzan víveres a los pasajeros por una cantidad de trescientos almuerzos diarios. Vera López celebró la misa a lo largo de los rieles donde pasa el tren, junto al p. Alejandro Solalinde y otros dos sacerdotes que trabajan para los inmigrantes. Dijo el obispo: “Esta tragedia humana tiene rostros y nombres. Por muchos años hemos asistido a esta tragedia desde lejos. La militarización de la frontera meridional obliga a los migrantes a amontonarse sobre este tren o en frágiles embarcaciones a lo largo de los ríos. Las vejaciones, los robos y los atropellos son constantes. Estas mujeres por su parte ofrecen su ayuda y se ponen a su servicio, sin pedir nada a cambio”.

La Iglesia lucha por los derechos de estas personas que huyen de la violencia y la miseria; solo en Tijuana tiene 17 casas para migrantes. Pero el gobierno mexicano ha endurecido su política inmigratoria y ha cerrado los centros de acogida del estado. Tan solo en el mes de marzo se han expulsado a 15 mil centroamericanos. Por otra parte en tres meses, entre febrero y fines de abril, han ingresado a México 3.333 inmigrantes diariamente, sin documentos. Es una cifra 24 veces superior a la registrada en 2016 y 2017. La mayoría que cruza México para ir a Estados Unidos prefiere recorrer 3.886 km. de cualquier manera hasta llegar a Tijuana por la ruta del Pacífico, y no por la del Golfo que es más corta pero más peligrosa. Lo que más mueve estas caravanas de gente son las remesas que reciben los familiares de los que trabajan en Estados Unidos. En el primer trimestre de este año en Honduras  se recibieron 185 millones de dólares, el 18% del producto interno bruto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.