BARI: LOS “BASTA” DE FRANCISCO

En Bari el Papa Francisco proclamó: “Queremos ser la voz de los que no tienen voz en Oriente Medio, de quienes solo puede tragar lágrimas, sufren y callan mientras otros los pisotean en busca de poder y riquezas. ¡Basta con los privilegios de pocos sobre la piel de muchos! ¡Basta con las ocupaciones de tierras que dividen a los pueblos! ¡Basta usar el Medio Oriente para negocios que nada tienen que ver con sus intereses!

No se puede hablar de paz y a escondidas seguir con el negocio de las armas. ¡Basta con la sórdida sede de ganancias que no mira en la cara a nadie con tal de acaparar yacimientos de gas y combustibles sin ningún escrúpulo! ¡Basta con los fundamentalismos religiosos que han blasfemado el nombre de Dios, que es paz. En Jerusalén hay que mantener el estatus quo querido por la comunidad internacional; solo puede haber soluciones negociadas entre Israel y Palestina para garantizar la coexistencia de dos estados para dos pueblos”. El Papa denunció “la indiferencia de tantos y la complicidad de muchos”. Así como Juan Pablo II ayudó a derribar el muro entre este y oeste, este Papa quiere derribar el muro entre norte y sur del mundo. El discurso del Papa fue ampliamente celebrado y consensuado por y con los representantes de las demás iglesias cristianas. Si los cristianos, y no solo ellos, huyen es debido a las guerras. Todo empezó con la invasión de Irak por Estados Unidos en  2003. De Irak, donde regía un régimen laico que respetaba a los cristianos igual que en Siria, casi un millón de ellos se ha ido y ya no volverá. La guerra, seguida por el fundamentalismo violento de ISIS, lo cambió todo. Las guerras en Oriente Medio han sido y son causadas fundamentalmente por la venta de armas y la búsqueda de intereses económicos y políticos por parte de occidente. La Jornada de Oración para los cristianos en Oriente Medio se celebró a orillas del mar leyendo el evangelio de las Bienaventuranzas cantado en árabe, rezando el Padre Nuestro cada cual en su idioma. Se terminó con el saludo de paz y la bendición recíproca. Hablaron los patriarcas, se rezó por los refugiados en los campos para prófugos en Líbano, Jordania, Turquía… y hubo un compromiso entre todos para ayudar en la reconstrucción de las iglesias locales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.