CHILE: EL DRAMA DEL AGUA

el obispo Infanti

La lucha del obispo Luis Infanti de Aysén logró su resultado; no habrá represas en ese suelo patagónico. En la zona de Aysén hay enormes glaciales; hay una reserva de agua de las más importantes del mundo. Afirma el obispo en una entrevista a Roberto Urbina: “Hoy ser dueño del agua es tener mucho poder, más poder que ser dueño del petróleo; sin petróleo se puede vivir, pero sin agua no. En el país, el 82% del agua no está en manos del estado sino en manos privadas, esencialmente de empresas multinacionales. En Aysén se trata del 96% y está casi toda en manos de ENEL, una empresa italiana. Chile es el único país del mundo donde este bien vital e indispensable para todos como es el agua, es privado y a perpetuidad según la constitución redactada por Pinochet. Hace diez años aquí llegó HidroAysén para construir cinco centrales y producir energía eléctrica no para la población de Aysén sino para las empresas mineras y empezaron a comprar campos. Tuvimos una larga lucha de mentalización entre la gente. Fui a la asamblea de socios de ENEL en Italia e hice un planteo ético en nombre de la gente del lugar. Ahora la empresa devolvió el agua al gobierno de Chile. Me di cuenta que estas grandes empresas no le temen a la violencia ni a las manifestaciones callejeras, sino a aquellos que ayudan a tomar conciencia del grito de los pobres y de la madre tierra”.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s