VIDA CONSAGRADA: “EL PROBLEMA ES LA POBREZA”

El papa Francisco hablando a las religiosas y religiosos en Bologna dijo: “La vida consagrada empieza a corromperse por la falta de pobreza. El problema no es tanto la castidad o la obediencia sino el voto de pobreza. Cuando siento que una Congregación pierde sus bienes económicos, yo digo: “¡Gracias, Señor!”. La psicología de la supervivencia para muchos institutos que vegetan es buscar la seguridad en la plata, mientras esperan el coche fúnebre que los llevará al cementerio. La seguridad de la vida consagrada no está en la plata sino en Dios. Hay congregaciones que disminuyen en personal, pero acumulan bienes. El dinero es la ruina de la vida consagrada; este impide avanzar en el camino de la esperanza en Dios. El Señor nos visita también en la escasez de vocaciones. Hay que tener el mínimo de estructuras y el máximo de vida, no el máximo de estructuras y el mínimo de vida. Cuando una congregación se enriquece, Dios manda un administrador que lo destruye todo”. El Papa invitó a religiosas y religiosos a hacer un examen de conciencia sobre la pobreza ya sea personal como estructural del instituto. Para Francisco el corazón del problema de la crisis vocacional es la falta de pobreza. “La vida consagrada ha de ser una bofetada a la mundanidad”, dijo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s