(testimonio) “La presencia de ustedes fortalece”

N. de la R.: Recibimos y publicamos

Este escrito fue leído y entregado luego a las RSCJ. El que lo escribió es un Maestro. Nos gustó mucho y lo pasaremos a nuestro Boletín Provincial y al “diario Semanal” El Octavo día” de nuestra Diócesis. También nos gustaría enviarlo a  la Revista virtual UMBRALES, de los PP.   Dehonianos. Ellos nos pidieron que cuando tuviéramos algo interesante para publicar, que se lo enviáramos.

 

“Querido Obispo, sacerdotes, Hermanas Religiosas.

                                                                                La presencia de ustedes fortalece, cada viernes donde esperamos con ansiedad la hora 10.

 

El silencio que reina cuando rezamos a nuestro Dios Padre y  nuestra Madre la Virgen María es hermoso.

Escuchar la palabra y comentarla nos hace comprender los momentos de la vida de Jesús y sus mensajes.

Cuando cantamos, cada verso, cada estrofa, cada voz llega a lo más profundo del corazón.

Notamos la presencia del Espíritu Santo que nos abraza lentamente.

El compartir la merienda, hace que nos olvidemos dónde estamos, queriendo que esa hora nunca pase y que sean 10.

Al finalizar, o sea la despedida no es fácil, pero nos enaltece el saber del tiempo dispensado con todos nosotros, a través del abrazo que representa el agradecimiento más profundo.

Tal vez desentonemos en la organización de esta reunión, como también no afinemos en las notas de la música.

Lo hicimos con mucho amor a modo de agradecimiento a San José y María que no dudaron de decir sí al ángel.

Gracias a las autoridades, operadores por el logro de este salón y todo el personal (P.P.L.) en relación a la mano de obra de restauración.

Señor Obispo, Padre y amigo a ustedes compañeros P.P.L. gracias por su presencia, dónde esta Navidad es distinta pero nunca deja de ser hermosa, y nos deja un importante significado:

 

                                                La unión entre nosotros en este día muy especial

                                               deja un mensaje:

 

                                               Ser valientes, fortalecidos en la fe,

                                               más fuertes, más hermanos,     

                                               sabedores de nuestros defectos y virtudes.

 

                                               Concientes de la gran Misericordia de Dios.

 

                                               Este texto es nuestro obsequio al niño Jesús y a todos ustedes.

                                                                      Amé

Cárcel Departamental

Centro de rehabilitación”  Salto Uruguay

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s