COLOMBIA: LAS INCÓGNITAS DE LA PAZ

El 24 de agosto pasado se han firmado los Acuerdos de Paz entre el gobierno y las FARC, después de más de tres años de negociaciones y una larga guerra que ha producido 200 mil muertos y millones de desplazados. De los 47 millones de colombianos, más de un cuarto de la población ha sido afectado por la guerra. Para el 2 de octubre ha sido fijado el plebiscito por el cual la población deberá ratificar o no los Acuerdos. Si el plebiscito se define por el SI, las FARC tendrán un plazo de seis meses para transformarse en organización política.

Los Acuerdos son sobre cinco puntos: la cuestión agraria con una más justa redistribución de la tierra, el futuro político de las FARC, la reinserción social de los ex guerrilleros, la lucha al narcotráfico, la reparación para las víctimas y la justicia transicional. Las FARC garantizan el desarme y la colaboración con las autoridades para la eliminación de la producción y exportación de la droga; también podrán presentarse como partido político en las elecciones del 2018. Un Tribunal de Paz sancionará a los que (guerrilleros y paramilitares) han cometido graves delitos y concederá una amnistía a los que no han cometido crímenes contra la humanidad.  El tribunal estará compuesto por 20 jueces colombianos y 4 extranjeros (se hipotetizó la presencia también de un representante del Vaticano). Sobre el próximo plebiscito, hay dudas en la población y según los sondeos el Sí tendría una leve ventaja. Hay malestar por la impunidad a los guerrilleros, miedo a represalias y venganzas, dudas sobre la oportunidad que los ex guerrilleros tengan cargos electivos en las próximas elecciones. Hay escasa calidad de información sobre el proceso y los términos precisos de los Acuerdos. La oposición al Si es muy fuerte y organizada detrás del ex presidente Álvaro Uribe; bajo su gobierno la guerrilla de las FARC había sido diezmada  y los guerrilleros se habían reducido a los 7 mil actuales. El p. Dario Echeverri, presidente de la Comisión por la Reconciliación y la Paz de la Conferencia Episcopal, declara: “Mi opinión personal y la de la Iglesia Católica es que la firma de los Acuerdos representa un momento de esperanza y una oportunidad para el país. Con esto, todavía no puede decirse que se ha logrado la paz. Si la paz no es con todos, no hay verdadera paz. Con prudencia y responsabilidad los obispos no han tomado posición por el SI, pero desde hace años trabajan por la reconciliación, la educación a la paz, la atención prioritaria a las víctimas del conflicto”. Por eso los obispos han exhortado al gobierno a desarrollar una “pedagogía sobre los Acuerdos de Paz” y una información capilar para que haya un voto informado y en consciencia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s