SOBRE EL PONTIFICADO: MÁS CUESTIONAMIENTOS

Después de los cuestionamientos del obispo Cafarra y otros a la Amoris Laetitia, ahora es el turno del obispo Walter Brandmuller, un alemán de 87 años, para el cual la renuncia de Benedicto XVI no ha sido positiva para la Iglesia. Para él, renuncias de este tipo son posibles pero no todas son moralmente lícitas, es decir orientadas al bien común de la Iglesia.

A diferencia de lo dicho por el Papa Francisco, Brandmuller rechaza que haya Papas eméritos porque “conlleva el riesgo en el futuro de divisiones y hasta de cismas. La renuncia de un Papa es posible, pero no por motivos personales y siempre será conveniente consultar antes a los cardenales. Se necesita una ley que defina el estatuto de un ex Papa; pero es de esperar que no suceda nunca más”. Ya el secretario del Papa Benedicto, el arzobispo Georg Ganswein el 20 de mayo había dicho que “Benedicto no había abandonado en absoluto el oficio de Pedro, más bien había hecho de este un ministerio ampliado, con un miembro activo y otro contemplativo, con una dimensión colegial y sinodal, casi un ministerio en común”. Asombrosas declaraciones, ya rechazadas por el mismo Francisco, que lo único que logran es confundir a los feligreses. En otra entrevista el 17 de julio, siempre el mismo Ganswein salía con estas declaraciones casi irreverentes: “Cuando un Papa quiere cambiar algo de la doctrina debe decirlo con claridad para que sea vinculante. Importantes conceptos doctrinales no pueden ser cambiados con medias frases o una nota al pie de la página. Una ley que no es clara en si misma, no puede obligar. Papa Francisco hace y lleva adelante hasta el final y sin escrúpulos lo de lo cual está convencido. Sin embargo la certeza que el Papa sea la roca firme contra las olas que chocan contra la Iglesia empieza a tambalear. El llamado “efecto Francisco” es puro humo. Si hubiera realmente tal fenómeno renovador, debería haber una vida católica más viva, misas más frecuentadas, más vocaciones a la vida sacerdotal y religiosa, más gente alejada que vuelve. Mi opinión es que el Papa goza de gran simpatía como líder a nivel mundial, pero en cuanto a la vida de la Iglesia y de la fe, esta simpatía no logra resultados, según comprueban las estadísticas”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s