(aniversario) Hace un siglo: “INÚTIL MASACRE”

 

Benedicto XV

Ya había empezado la primera guerra mundial el 28 de julio de 1914 entre las dos alianzas opuestas: por un lado las llamadas “potencias centrales” (Alemania e Imperio Austro-Húngaro) y por el otro Inglaterra, Francia y Rusia. Fue llamada “la grande guerra” porque involucró a 70 millones de soldados en la contienda más grande de la historia hasta ese momento. Tendrá el saldo final de unos diez millones de soldados muertos, más siete millones de civiles. El papa Benedicto XV fue elegido el 6 de setiembre de 1914 y dos días después hizo el primer llamamiento para frenar la guerra en pos de negociaciones. Estaban implicadas las dos terceras partes de los católicos del mundo (124 millones por parte de los aliados y 64 millones por parte de las potencias centrales). Esta guerra fue traumática para el Papa, en especial por la división que creó entre los católicos alistados en bandos opuestos y fogueados por un nacionalismo desmedido. No solo la guerra alejaba de su ministerio a numerosos sacerdotes movilizados, sino que presentaba un espectáculo bochornoso con cristianos que se odiaban y se mataban unos a otros, con obispos y sacerdotes enfrentados entre sí.

Seguir leyendo

COLOMBIA: ATAQUE AL P.GIRALDO

jesuita p. Javier Giraldo

La ONU empezó a destruir las armas entregadas por los 7 mil guerrilleros. Hubo 660 depósitos de armas censadas y controladas por la ONU. Más de 987.800 municiones de distintos calibres ya fueron destruidas en las zonas de concentración de los guerrilleros. Se destruyeron 7.476 unidades de diversos tipos de explosivos como minas, granadas, pólvora… Hay depósitos que todavía no se han localizado.

Seguir leyendo

MEXICO: UNA MATANZA QUE NO TERMINA

 

En México se sigue asesinando a sacerdotes como en ningún otro país. Ya van casi 20 en los últimos seis meses. Desde 2001, al llegar a la presidencia del país Vicente Fox hasta hoy, hubo un largo listado de víctimas que empezó con el asesinato del cardenal Juan Posadas de Guadalajara y siguió con 43 sacerdotes, 1 diácono, 4 religiosos, 9 laicos y una periodista católica. Estos datos provienen del Centro Católico Multimedial de Ciudad de México, un Observatorio relacionado con la arquidiócesis. Hace 24 años fue asesinado el cardenal Juan Posadas y todavía no hay una sentencia definitiva, un supuesto autor material y menos intelectual del crimen. Según el abogado Fernando Guzman que escribió un libro sobre el caso Posadas “el cardenal fue eliminado por las denuncias evangélicas que venía haciendo; hay más de 40 sermones en los que denunciaba el narcotráfico y la protección de los carteles desde el poder. Fue un crimen de estado. El caso Posadas es emblemático de la enorme impunidad que reina en el país y de la violencia. Más de 33 asesinatos de sacerdotes en los últimos años, más de 30 homicidios de periodistas, ninguno de ellos aclarado a pesar de que sobran las fiscalías”. Por su parte el obispo Raúl Vera de Saltillo, denunció la complicidad del estado con el crimen organizado en Coahuila. Dijo: “La violencia que se vive aquí no es casualidad; es parte de la criminalidad generalizada que hay en el país. Existen condiciones estructurales en donde se ha preparado a policías y a fuerzas de elite que en diferentes momentos han colaborado claramente con el crimen organizado. La colaboración del estado es clara y se da por medio de los ataques contra la población para facilitar, a través del terror, que estos criminales hagan lo suyo. Aquí el poder se ha puesto al servicio de la criminalidad, al servicio de los carteles y personas deshonestas”. Efectivamente esta colaboración del estado con los Zeta ya ha producido 562 víctimas documentadas.

VATICANO:  NUEVOS CAMINOS DE BEATIFICACION

 

Con un decreto el papa Francisco reconoció la santidad de los que ofrecen la vida por el Evangelio y por los demás, y fallecen a consecuencia de ello. Hasta ahora los caminos normales para la beatificación y canonización de una persona era el martirio en odio a la fe y la práctica de las virtudes en forma heroica. Todos estamos llamados a dar la vida por los demás como Jesús, pero en este caso se trata de la “aceptación libre y voluntaria de una muerte cierta y a corto plazo (prematura) por amor a Dios y a los hermanos”. Ya hace tiempo se hablaba de los “mártires de la caridad”, pero no entraban en el concepto histórico de “martirio en odio a la fe” para lo cual se tiene que demostrar el odio a la fe cristiana por parte del verdugo que procura la muerte de la víctima. El beato Romero por ejemplo no ha sido asesinado en odio a la fe, sino por cristianos que no toleraban la actividad social del arzobispo. Evidentemente la ofrenda de la vida de la que habla el Papa no puede ir separada de la vivencia de la vida cristiana, por los menos en un grado ordinario. Para ejemplificar, estas nuevas orientaciones del Vaticano se refieren a casos como el del p. Damian Veuster que murió leproso por querer quedarse con los leprosos en la isla de Molokai, del p. Maximiliano Kolbe que se ofreció a morir en un lager nazi en lugar de un padre de familia, del sacerdote Pino Puglisi mártir de la mafia (+1993), de las 6 Hermanas que en 1995 murieron en Congo infectadas por el “ébola” al querer estar junto a los enfermos hasta el final. Incluyen también a mujeres embarazadas con enfermedades graves que suspenden sus tratamientos para que la criatura pueda nacer. Es el caso de santa Gianna Beretta (+1962) o de Chiara Corbella (+2012) que diagnosticada de cáncer en su tercer embarazo, renunció a la quimioterapia y demás tratamientos, para salvaguardar la vida de su hijo que nació sano. Mientras para el martirio no se requiere ningún milagro, en este caso se requieren después de la muerte un milagro para la beatificación y otro para la canonización, además de la fama de santidad en el pueblo de Dios.

ITALIA: UN OBISPO CALLEJERO

La arquidiócesis de Milán (Italia) es una de las más grandes del mundo católico con 1.200 parroquias y gran cantidad de institutos y movimientos. El Papa puso al frente  de la misma, como había hecho en Roma con el nuevo vicario Angelo De Donatis, a un humilde sacerdote hasta hora vicario de la diócesis, Mario Delpini. Es un hombre de oración sabio y austero, conoce por nombre a todos los curas de la arquidiócesis, anda por los barrios y está abierto a los pobres e inmigrantes. Sus primeras palabras fueron: “Las puertas están abiertas para todos” en una metrópolis donde reina la xenofobia y el rechazo de los inmigrantes. Todos lo llaman: “don Mario”; vive en una casa parroquial y no piensa trasladarse al palacio episcopal porque dice que a pesar de su pobreza “no vive bajo los puentes”. Tiene 66 años y se siente inadecuado para la misión que le han confiado. Dice: “Haría falta para Milán un arzobispo santo y yo soy un buen hombre pero bastante mediocre; no soy ni un genio, ni un líder carismático que arrastra, solo he escrito libros para chicos”, dice pidiendo la ayuda de todos. No tiene planes pastorales; quiere escuchar a todos y trabajar en equipo. Su programa: “Vengo a hablarles de Dios y del Evangelio de Jesús”. En los nombramientos episcopales del Papa se advierte la búsqueda de hombres sencillos, con olor a oveja, cercanos al clero y al pueblo. No hombres de carrera sino de calle. Preocupados, más que por las estructuras pastorales, por las relaciones humanas. Circula en Italia la versión que el Papa para los 25 años de la muerte del obispo Tonino Bello iría a Molfetta para visitar y rezar sobre su tumba como hizo con los curas Milani y Mazzolari. Grandes profetas incomprendidos en su época.

EGIPTO: CRECEN LA SEMILLLAS DEL DIÁLOGO

 

Francisco, durante su reciente viaje a Egipto

El director islámico de la famosa biblioteca de Alejandría ha pedido que el texto del discurso del Papa en su visita a Egipto, sea enseñado en la escuela pública. Un imán que predicaba por televisión ha sido denunciado y llevado a tribunales por haber declarado que los cristianos son “infieles”. El encuentro amistoso entre los tres líderes cristianos (Francisco, Bartolomé y Tawadros) ha sido un testimonio muy significativo y apreciado en el mundo islámico. Los cristianos, a pesar de los atropellos, siguen confluyendo a las iglesias y no se dejan llevar por la venganza. Después de las masacres de Tanta y Alejandría, los musulmanes también han abierto sus mezquitas para atender a los heridos, donar sangre; varios musulmanes también han caído para proteger a los cristianos. Según el p. Giuseppe Scattolini, que reside en Egipto y es docente universitario de mística islámica “el repudio a la violencia en nombre de Dios por parte de los tres líderes cristianos y de los líderes sunitas, ha sido de enorme importancia. Pero para que esto llegue a las bases, hace falta que llegue a las escuelas. Los cristianos tenemos que dar el ejemplo; nuestras 170 escuelas con mil alumnos cada una, han de ser un laboratorio de convivencia y diálogo. El diálogo interreligioso ha de profundizarse alrededor de los cuatro valores fundamentales comunes al judaísmo, cristianismo e islam: misericordia, verdad, justicia y paz. Hace falta reconocer que todos en la historia hemos cometido violencias, con una lectura crítica de los hechos y una nueva interpretación de los textos fundantes. Sería una revolución cultural”. También en Europa algo se mueve. Sesenta clérigos islámicos de distintos países de Europa empezaron una marcha desde París para visitar sobre un ómnibus a todas las ciudades víctimas del terrorismo islámico con un mensaje de paz y hermanad humana. “El terrorismo ha tomado como rehén al Islam. Nuestra religión no tiene nada que ver con esos bárbaros. Queremos responder a esos hechos en nombre de una gran mayoría silenciosa del Islam que todavía no tiene el coraje de expresarse”, dijeron.

REINHARD MARX: MUJERES EN LA IGLESIA

 

El arzobispo de Munich cardenal Reinhard Marx ha dicho en una entrevista: “Necesitamos una nueva imagen de lo que la Iglesia debe ser: una Iglesia mundial liderada por varones y mujeres de todas las culturas trabajando juntos. Ya hay mujeres con altos cargos eclesiales en 11 de las 27 diócesis de Alemania y en 5 de las 10 de Austria; y hay satisfacción por todo lado. Lamento que la Iglesia no se presente como pionera de la igualdad de derechos. El hecho de que se haya vetado el sacerdocio a las mujeres no quiere decir que solo los varones mandan en la Iglesia. Los puestos de responsabilidad y los cargos ejecutivos en la Iglesia han de ser abiertos a los laicos y repartidos entre varones y mujeres. Hay algunos en la Iglesia que se aferran a la tradición y por eso hay que tener paciencia. Pero sería insensato si no utilizáramos el talento de las mujeres”.

ALEMANIA: MÁRTIRES DE DACHAU

P. Engelmar Unzeitig

Se celebró en Alemania la primera Jornada de los Mártires de Dachau. Entre 1933 y 1945 fueron internadas en este que fue el primer campo de concentración nazi, 200 mil personas. A partir de 1940 también fueron internados allí 2.579 entre curas, religiosos y laicos cristianos. Más de la mitad no sobrevivió. Entre ellos, 56 han sido beatificados. Fueron asesinados más de mil entre ellos, además de clérigos ortodoxos y protestantes. A fines del año pasado fue beatificado el último, el alemán p. Engelmar Unzeitig, que en el lager aprendió el idioma ruso y tradujo gran parte del Nuevo Testamento al idioma ruso para estar al lado de  los presos rusos y murió afectado por el cólera atendiendo a los enfermos. Tenía 34 años. Había escrito: “La gracia de Dios nos ayuda a superar todo tipo de dificultades. El amor redobla nuestras fuerzas y nos hace libres y serenos. La gente no sabe lo que Dios reserva para los que lo aman”.

VINCENZO PAGLIA: ¿A FAVOR DE LA VIDA?

 

En una entrevista a Alfa y Omega el arzobispo Vincenzo Paglia, presidente de la Pontificia Academia por la Vida, reveló entre otras cosas: “En Estados Unidos algunos dicen que no defendemos la vida (se refieren a la lucha contra el aborto). Lo que me pregunto es: ¿por qué ellos no están en contra de la pena de muerte?. En estos últimos cinco meses 6.500 personas murieron por armas de fuego en Estados Unidos. ¿Alguien habla de ellos? ¿La vida de estas personas, muchas veces jóvenes, vale menos? ¿Tenemos que estar callados? ¿Porqué no la defendemos? Pongamos todo sobre la mesa”.

HOLANDA: TEMPLOS VACÍOS

 

Los que frecuentan las iglesias, ya sea católicos como protestantes, disminuyen cada vez más. En 1960 el 90% de los católicos participaba de la misa dominical; ahora el 10%. En 1958 los católicos eran el 42% de la población; ahora el 25%. Los templos son vendidos; en los últimos 25 años se han vendido 900.